Templo de Atenea Niké

Templo de Atenea Niké

Templo de Atenea Niké

El Templo de Atenea Niké es uno de los templos que forman parte del recinto de la Acrópolis y fue construido por Calícrates en el año 420 a.C. una vez comenzada ya la Guerra del Peloponeso. Está situado al sudoeste, junto a los Propileos. Se creó con mármol blanco pentélico en diferentes etapas por diversos problemas económicos causados por las diferentes guerras. A lo largo de su dilatada historia ha sufrido diferentes reconstrucciones hasta alcanzar el aspecto que presenta en la actualidad. En el año 2002 se restauró mediante su deconstrucción para su posterior reconstrucción en el año 2004. Las obras continúan en la actualidad.

Del friso que rodeaba el templo solo se conservan unos pocos fragmentos. El mismo representaba escenas de victoriosas batallas (nikae). En la actualidad, algunas de las piezas se encuentran en el cercano Museo de la Acrópolis y también en el Museo Británico, en Londres. Al mismo tiempo, copias de las mismas se encuentran en el propio templo.

Se trata de un templo de orden jónico, que tuvo que adaptarse al pequeño espacio que se le asignó. En su interior hubo un xoanon, imagen de Atenea personificada como Niké, o diosa alada. Era el símbolo de las victorias navales, a la que se cortaron las alas para que nunca pudiese abandonar la ciudad. Pero el templo no estaba destinado a grandes reuniones. Para eso tenía enfrente un altar que permitía celebrar ceremonias al aire libre.

El alzado del templo tiene 8 metros de altura. Hasta la parte más alta del frontón hay apenas 3 metros. La planta, de muy pequeñas dimensiones, es propia de un templo anfipróstilo-tetrástilo, en el que tanto el vestíbulo delantero como el trasero se convierten en pequeños pórticos. La cella o «sala de la diosa» es cuadrada (4 x 4 metros).

No se admiten más comentarios